Migrantes vulnerables

Los de Abajo

Migrantes vulnerables

Gloria Muñoz Ramírez

La flagrante violación de los derechos de los migrantes y las acciones anticonstitucionales del Estado Español en su contra, la impunidad policiaca, el racismo, clasismo y criminalización institucional y social; la violencia verbal y física contra los periodistas no afines a las políticas del Estado, y la violación a la libertad de expresión y de prensa, se pusieron en evidencia con la detención del fotorreportero independiente Eduardo León, en septiembre pasado, en medio de una redada de la policía contra vendedores de comida, en su mayoría ecuatorianos, en la Casa de Campo, en Madrid.

El caso de Eduardo motiva a hablar no sólo de su arbitraria y violenta detención, sino de un problema mayor referente a las políticas migratorias en España, no reconocidas por ilegales, pero puestas en práctica constantemente, tales como los puestos de control y las violentas redadas de migrantes en diversos lugares, tales como el barrio de Lavapiés o la Plaza Elíptica.

Las redadas, explica el fotógrafo en un café de Lavapiés, están repletas de actos ilegales. Por ejemplo, llegan las camionetas a la Plaza Elíptica, lugar en el que se reúnen los trabajadores migrantes sin empleo (y ahora también los propios españoles) y los levantan con engaños, diciéndoles que los llevarán a realizar algún trabajo. Ya arriba, les dicen que son policías, les piden sus papeles y a quien no los traiga consigo se los llevan a la Comisaría o al Centro de Internamiento de Extranjeros de Moratalaz.

La violencia y los insultos son parte de los operativos y a documentar esta situación ha dedicado Eduardo su trabajo en los pasados meses. A él mismo esta es la segunda vez que lo detienen. Si yo como periodista padezco todo esto, lo que les sucede a las personas sin documentos en una noche cualquiera, a la salida del Metro, en una plaza, en una cabina telefónica o en cualquier calle, es increíble. Su vulnerabilidad es doble o triple y eso es lo que me parece más terrible.

Eduardo es un testigo incómodo para la policía en Madrid. Las 35 imágenes de la exposición Fronteras invisibles, hablan por sí mismas de las redadas que el Ministerio del Interior niega. Cuenta que en otra ocasión, en el momento de fotografiar un control de inmigrantes a la salida del Metro, la policía le requisó su cámara y la retuvo dos meses.

A España la mayor parte de los inmigrantes llegan de Ecuador o Marruecos, entre otros tantos países, que observan pasivos la violación a los derechos de sus connacionales. Una nueva ola de migrantes está llegando ahora de Uruguay. Y la suerte no está con ellos.

losylasdeabajo@yahoo.com.mx

Esta entrada fue publicada en Los de Abajo y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s